¿Sé usa hormonas en la producción de pollo?

El uso de hormonas en las producciones de pollo de engorde siempre ha sido un mito que ha estado presente por más de 40 años aproximadamente en Colombia, hemos escuchado por varios medios de comunicación y personas sin información pertinente, que estas aves son las causantes de crecimiento anormal en los niños, pubertad precoz e incluso se llega a afirmar que puede desviar la condición sexual en los seres humanos, pero ¿realmente es cierto que a los pollos se lo cría con hormonas?

chicks-349035_1920

Profundizando en este tema, hay varios factores que permiten el crecimiento de estos animales, algunos de ello son: la temperatura, la iluminación, el alimento, las vacunas y la genética. La temperatura y la iluminación no son algo que puedan ser ingeridos por los pollos, así que son dejados a un lado por no ser fuentes directas de ingestión hormonal. El alimento, o como comercialmente se conoce, el concentrado, esta hecho a base de maíz y soya, alimentos que no producen riesgo en el ser humano, estas materias primas la mayoría de las veces son importadas por sus costos elevados, generando así que sea el insumo más caro en la producción de esta carne. Para un mejor manejo en la crianza de estos animales, es necesario que sean inyectadas vacunas para prevenir las enfermedades a las cuales están sujetas estas aves, pero, ¿És posible que puedan ser manipuladas y que al momento de inyectarlas puedan combinarse con hormonas?

Respondiendo a nuestro interrogante, las vacunas son estandarizadas a nivel mundial y como mencionamos anteriormente están diseñadas para la prevención de enfermedades, y al igual que en los seres humanos estas no pueden ser alteradas ni manipuladas, porque evitarían su eficacia. Por lo tanto la hormona que permite el crecimiento sería entonces la que estos animales producen y no tiene efecto sobre ningún ser vivo. Pero también es cierto que en algún momento del proceso productivo pueden inyectarse estas hormonas, ¿Sería rentable para la producción y los avicultores?

chicks-3311400_1920

Si bien, en Colombia esta actividad es afectada por la competencia que viene desde el exterior y la importación de las materias primas para el alimento, por lo tanto, cada avicultor estaría obligado a competir principalmente por el precio.  Las hormonas tienen un alto valor comercial, implicaría entonces, un incremento en el precio final del pollo, además para que la hormona sea asimilada dede ser inyectada, aumentando el personal, las horas de trabajo y el agotamiento físico, porque es una labor excesiva; cada lote productivo contiene miles de aves y cada una debe ser intervenida. Si fuera el caso y se proporcionará la hormona, estas incluirían anabólicos y esteroides, y para que sean efectivos, los pollos tendrían que realizar ejercicio, esta actividad no es posible porque cada galpón esta diseñado para que en un metro cuadrado habiten 8 aves; apenas cuentan con el espacio necesario para moverse, alimentarse, tomar agua y cumplir con las necesidades básicas de excreción. Por otro lado, otra de las razones por las que no se utilizan hormonas, es porque estas deben aplicarse a cuerpo sexualmente maduros para que el cuerpo la logre metabolizar, y estas aves no alcanzan a estar sexualmente maduros, por lo tanto su cuerpo no tiene la capacidad de asimilarla. Vemos entonces, que inyectarle o invertir en hormonas disminuye la competitividad, la rentabilidad del negocio y no resulta viable para los avicultores, tanto en cuestiones económicas como biológicas.

Pero aún tenemos el interrogante ¿Porqué crecen en tan poco tiempo estas aves? Para dar respuesta, utilizaremos entonces el último factor que interviene en su crecimiento y es el genético. Desde los años 70’s los investigadores observaron a partir del rendimiento, que año tras año estas aves necesitaban un día menos para alcanzar su peso optimo. Lo que traduce este desarrollo, es que estas aves han alcanzado un mejoramiento genético que no debe confundirse con una manipulación genética en algún laboratorio. El mejoramiento genético se traduce como la selección de las aves mas productivas y mejor dotadas, animales con mayor transformación alimenticia y crecimiento van sirviendo de base para las próximas generaciones de pollos de engorde, pero esto también está relacionado con la mejora en el alimento, la sanidad del ave y el manejo en general de la producción, todo en conjunto indica el alto nivel productivo.

Concluimos entonces que el suministrar hormonas no es viable para ningún avicultor, afectaría drásticamente la rentabilidad de su negocio, así que las afirmaciones de utilizar hormonas en este sector productivo quedan totalmente desmentidas y es noticia falsa que solo genera desprestigio a esta actividad. Por eso invitamos nuevamente al consumo de pollo, huevo y a su producción, nuestra empresa siempre apoya la avicultura colombiana. 

cock-721951_1920

 

 

Escríbenos tus comentarios a continuación, son muy importantes para nosotros

A %d blogueros les gusta esto: